Sociedad

Ex funcionarias de empresa de limpieza que trabaja en el liceo, denunciaron irregularidades

5 minutos de lectura

Funcionarias de una empresa de limpieza que cumple funciones en el Liceo Libertad, denunciaron a La Semana una serie de irregularidades en el pago de sus haberes por parte de los propietarios de la firma. Las trabajadoras, dos de las cuales renunciaron al final de la semana pasada y se preparan para presentar juicio, mostraron también su malestar por la actitud de las autoridades liceales que se desentienden de la situación, como bien comprobó este medio.

Estas trabajadoras, que prefirieron preservar su identidad –pero que se hicieron presentes en la redacción de La Semana para dar a conocer la situación-, ya tienen claro que perdieron su trabajo y no tienen otro objetivo al hablar que alertar a otras posibles trabajadoras de la empresa que las contrató –que tiene como nombre Pan Tourn Vanesa Leandra y está domiciliada en el departamento de Colonia-, para que no les vuelva a pasar lo mismo que a ellas y a muchas otras anteriores a ellas, de cuyas situaciones se han enterado con el paso del tiempo.

Las trabajadores, desde que ingresaron trataron siempre con el señor César Álvaro González, esposo de la titular de la empresa, y es él quien les debería abonar sus sueldos, ya que como dijo una de las ex empleadas “nosotros íbamos, cumplíamos el horario, pero al momento de recibir nuestro pago al fin del mes, el hombre (González), alega que no tiene plata y así es todos los meses, nos va tirando puchos”.

“De repente te daba dos mil pesos una semana, pasa otra semana y te da algo más y si le preguntamos cuándo nos va a pagar se enoja, ‘que te pago hoy’, ‘que te pago mañana’, ‘que Secundaria no me paga’”, dice la ex trabajadora de la empresa de limpieza, molesta con el proceder de González.

“Siempre nos está diciendo que no tiene plata, que hace 15 días que no duerme, pero nosotros no tenemos culpa de eso”, dijo la trabajadora, que además consideró que la empresa juega con sus necesidades como trabajadoras, porque “de repente te manda un mensaje y te dice ‘andá a buscar la plata que ya está’, pero vas ilusionada con cobrar el sueldo entero y resulta que te mandó dos mil pesos, le reclamás y te dice, ‘cuando tenga más, te mando’”.

 

INCERTIDUMBRE | Otra irregularidad que viven estas trabajadoras es que en realidad nunca saben lo que ganan, porque no se les entrega recibo de sueldo. “Nunca sabemos cuánto nos corresponde cobrar y a ciencia cierta nunca sabes cuánto te va a pagar, que te debe o que deja de deberte”, dijo la ex funcionaria.

Respecto a lo que les argumentan sobre la falta de pago de parte de las autoridades de la educación, las trabajadoras están “convencidas que ellos reciben la plata todos los meses”, algo que no necesariamente sería así, ya que según un rastreo superficial realizado por este medio en la página del Banco de Previsión Social (BPS), se pudo determinar que es habitual que el certificado del BPS esté vencido por falta de pago, lo que le impediría cobrar dinero alguno del Estado.

En el caso de las trabajadoras que dialogaron con La Semana, una de ellas había recibido cinco mil pesos en tres meses (trabajaba cuatro horas de lunes a viernes), mientras que la otra había cobrado 16 mil pesos por tres meses de trabajo, con ocho horas diarias de trabajo.

Pero las irregularidades que comete esta empresa no paran. Una de las funcionarias entrevistadas contó que su horario es de 6 de la mañana a 14 horas, pero que por lo menos dos días a la semana, se le pide que ingrese a las 5, sin embargo se le pide que firme el ingreso a las 6 de modo de no pagarle la hora nocturna correspondiente. Esto además, le generaba inconvenientes con personl del centro de estudio que le reclamaba que se iba una hora antes (a las 13), cuando en realidad ya había cumplido todo el turno.

 

INSENSIBILIDAD | Pero las trabajadoras añaden a la situación salarial su preocupación por la actitud de las autoridades liceales, que se muestran insensibles ante la situación. “La Directora (Laura Baccetti), dice que no puede hacer nada, pero ella es la que le firma el cheque para que vaya a cobrar para pagarnos a nosotras, pero no nos paga, el tipo siempre está diciendo que tiene deudas y nunca tiene dinero”.

“Cuando se trata del trabajo que hay que hacer tenemos que hablar con la directora, pero cuando se trata de pagar dice que no tiene nada que ver. Para marcar trabajo está ella, para decirnos que salones hay que limpiar tenemos que ir a ella, pero cuando se trata de pagarnos, no está”, dijo la funcionaria. Vale mencionar que en el liceo, además de tres funcionarias de la empresa tercerizada, trabajan cuatro limpiadoras presupuestadas.

Contó la trabajadora, que tiempo atrás, una compañera llegó al liceo, firmó la entrada, se sentó frente a la Dirección y les dijo que hasta que no le pagaran ella no trabajaba; pocos días después estaba despedida.

Respecto al relacionamiento con la propietaria de la empresa de limpieza, dijeron que ésta jamás responde. “Nunca tuvimos contacto con ella, siempre es con el esposo”, comentaron.

Luego de visitar la redacción de La Semana, las trabajadoras siguieron insistiendo ante el señor González para saber si les iba a pagar, pero sobre el fin de semana renunciaron ante la falta de novedades y ya comenzaron a analizar junto a una abogada la demanda contra la empresa, que tiene otros contratos con la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), y otras dependencias estatales –en Soriano, Colonia y San José-, y en las que se verifican irregularidades similares a las narradas en esta nota, según las averiguaciones que realizó este medio.

“Las mujeres que vamos a trabajar ahí estamos en situación vulnerable, no tenemos otro recurso y terminamos trabajando en la limpieza, pero merecemos que nos paguen como cualquier trabajador”, dijo una de las ex limpiadoras entrevistadas.

 

SILENCIO | La trabajadora mostró su malestar con esta situación ya que, dijo, “no tenés a nadie para reclamarle, es probable que ya haya otra chica, pero le va a pasar exactamente lo mismo que a nosotras, por eso es que queremos que esto se sepa. No puede ser que hace cuatro años que están ahí y sigan haciendo lo mismo con todas las trabajadoras”.

La Semana quiso consultar al respecto a la directora Laura Baccetti, quien al escuchar la consulta realizada por este medio se puso a la defensiva y comenzó a proferir acusaciones respecto a que este medio solo concurre al liceo cuando hay problemas, lo que claramente confirma la existencia de problemas.

También iniciamos contactos con la secretaría del director de Educación Secundaria Javier Landoni, para saber si las autoridades nacionales están al tanto de estos problemas, pero pese a la insistencia hasta el cierre de esta edición no se había concretado el contacto comprometido por su secretaria.

 

Por Javier Perdomo.

Leer Otros Artículos
Sociedad

MEVIR Kiyú cumple seis años y Directiva quiere que se construya un segundo complejo en terreno contiguo

2 minutos de lectura
A las aspiraciones de los vecinos de Chamizo y Colonia Italia de lograr que el Movimiento de Erradicación de la Vivienda Insalubre…
Sociedad

La FTIL considera que logró un buen acuerdo, según dirigente Mauricio Curbelo

3 minutos de lectura
Pocos días atrás tuvo su final el conflicto en la industria láctea. Tras meses de negociaciones, medidas, declaraciones, acusaciones y tensiones ante…
Sociedad

Nicolás Mesa insiste con que debe concretarse complejo para MEVIR en Colonia Italia

3 minutos de lectura
El pasado miércoles el diputado frenteamplista Nicolás Mesa se reunió con dirigentes y militantes del comité Vinelli de Libertad, como parte de…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!