Elucubraciones

Elucubraciones 2024: Divorcio presidencial y el papel del Estado

5 Mins read

Dicen que comenzó el carnaval más largo del mundo, pero para la columna elucubradora eso no es novedad alguna, porque acá se vive en unas permanentes carnestolendas desde que el espacio tomó vida. Acá la ironía y el sinsentido son la norma y el que así no lo entiende se pelea con el autor, pensando que él sabe lo que dice cuando en verdad, a veces ni sabe qué decir. Si así le parece, le invito a un nuevo recorrido elucubrador, quizás saque algo en limpio o se entrevere aun más. Vaya usted a saber.

Le comienzo mencionando la noticia más triste de la semana. La “Loli” y el Presidente iniciaron los trámites de divorcio. La pareja con más onda del país se rompió a mitad de mandato, precisamente cuando emergió la bomba Astesiano (no es consecuencia, supongo que solamente coincidió en el tiempo), y de ahí en más surgieron mil especulaciones sobre las razones del rompimiento presidencial; incluso el famoso celular del “Fibra” (al que dicen que le queda mucho por mostrarnos), aportó al conocimiento público unos mensajes en los que el Presidente le pide información a su jefe de seguridad sobre un viaje que hizo Lorena Ponce de León al exterior; muchos piensan que se trató de un acto de espionaje pero la fiscal Fossati, por supuesto, no investigó.

El año pasado se difundió un video de la “Loli” de compras en Buenos Aires con otro importante empresario (faltaba más, mire si ella va a andar con alguien de menor pedrigee que “Luisito”), y al inicio de este 2024 se la vio con ese mismo señor en un cuatriciclo por el Este (las redes son un gran escenario para conocer estas historias de amor de champagne), mientras, al pobre Luis, se lo ve hace rato concurriendo solo a actos públicos a los que, por lo general, los presidentes acuden con sus esposas.

También se lo puede ver transitando cual alma en pena por las costas uruguayas en una moto de miles de dólares (y encima me lo multan), buscando que alguna señora de bien, en su misma condición, le lleve el apunte y se quiera transformar en la nueva primera dama (cargo que en Uruguay no existe), al menos por unos meses, porque como usted, él y yo sabemos, transitamos un año electoral.

En medio de todos esos datos de público conocimiento, Búsqueda -cuándo no-, confirmó el jueves pasado el inicio del proceso de divorcio. Fue en diciembre de 2023 que se llevó a cabo la primera audiencia del juicio por separación de la pareja presidencial y en marzo será la segunda de ellas, informó el semanario al que todos aman y odian. Seguramente habrá mucho que ajustar entre los abogados que los representan a la ya no idílica pareja presidencial.

Eso sí, aunque haya separación, hay cosas que deben mantenerse, por ejemplo el famoso programa “Sembrando” (el que “revolucionó” el mundo del surf con la tabla hecha con botellas plásticas), cuyo contrato fue prorrogado hasta el final del período por Decreto del Presidente, al comienzo de este 2024, argumentando que las  iniciativas del programa de “Loli” son muy demandadas por la población. Seguramente su cargo es honorario (debe haberse aclarado cuando se lanzó, yo no le presté atención al asunto), pero la prórroga permitirá que un grupo de personas que se había creado su ingreso gracias a la ex esposa del Presidente, pueda seguir trabajando hasta por lo menos el final del período, aunque ella ya no sea la primera dama de un país en que ese cargo no es tal. Claro, usted sabe de dónde salen los sueldos de esa gente tan creativa e innovadora que la rodea.

Pero bueno, dejemos atrás los entretelones del divorcio presidencial y centrémonos en otras cuestiones más importantes para unos, menos para otros, pero de las que al escriba de pueblo siempre le gusta discutir. En pleno enero, mes en el que se supone que nunca pasa nada, están ocurriendo cuestiones trascendentes para el futuro de las telecomunicaciones en el país.

El gobierno comenzó 2024 emitiendo una catarata de resoluciones que concretan el fin del monopolio de hecho que tenía la empresa estatal Antel en materia de transmisión de datos, al otorgarle permisos a empresas de televisión por cable para que vendan datos móviles, es decir, servicios de internet al hogar, que hasta ahora sólo hacía el ente estatal (las primeras resoluciones habían surgido en la última parte de 2023).

Entiendo que esta fue una pelea que llevaron adelante los dueños de las empresas cableras, basándose en los problemas económicos que están teniendo por la merma en la cantidad de abonados que sufren a causa de la aparición de un montón de nuevas plataformas de entretenimiento, más atractivas para los nuevos públicos (y para los viejos también), entiendo que puede ser una pelea legítima del pequeño empresariado del interior, pero filosóficamente estoy en contra de la norma contenida en la rendición de cuentas de 2022 que habilitó que esto ocurra.

Seguramente los empresarios cableros deben tener todo estudiado, pero yo no veo cómo ellos podrán competir de verdad con Antel (su servicio sigue siendo uno de los mejores del mundo). Usted me dirá, bueno, entonces, por qué te preocupas. Y me preocupo porque así como los cableros pueden entrar en el mercado de los datos, también las grandes empresas multinacionales pueden hacerlo ahora; es más, algunas de ellas se sabe que serán proveedoras de tecnología para las empresas cableras que quieran competir con la empresa estatal.

Ahí es cuando uno empieza a preocuparse de verdad, porque en todo este período de gobierno las empresas estatales han sido sistemáticamente debilitadas, en tanto se le han dado prebendas de todo tipo a las eventuales empresas competidoras.

Esa es la nueva línea de los que sueñan con un Estado únicamente juez y gendarme (de los que el partido de gobierno está lleno); al ver que en cada ocasión en que han intentado vender las empresas públicas han sufrido rotundos fracasos, ya que la gente les ha puesto el debido freno en varios plebiscitos, ahora las van desmantelando de a poco, habilitando la participación privada en áreas concretas, pareciendo que no privatizan, pero en definitiva sí lo hacen, debilitando las llamadas “joyas de la abuela” de nuestra economía.

Privatizan pedacitos de Ancap, pedacitos de UTE, hasta en OSE están permitiendo la participación privada con el proyecto Neptuno; privatizan también la seguridad social (yo le recomiendo que desoiga todas las voces que le dicen que no lo haga y firme para que haya plebiscito en octubre, el escriba ya lo hizo), y así sucesivamente en distintas áreas en las que el Estado tiene participación.

Usted sabe que yo soy profundamente estatista, que entiendo que el Estado debe tener una participación activa en la economía, invirtiendo, generando nuevos proyectos, creando empresas innovadoras que aporten divisas al conjunto de los ciudadanos del país. Quizás por ello parezca el personaje de Francella, “el antiguo”, en este tiempo postmoderno de falsos libertarios, pero entiendo que sin un Estado fuerte, no hay protección para las víctimas del capital. Por eso, las empresas públicas deben ser fortalecidas, no debilitadas, así que cuando se toman caminos como el tomado con la transmisión de datos, no puedo estar más que en desacuerdo.

Pero usted y yo sabemos que mi opinión importa a pocos, apenas a los/as tres tontos/as que se les da por leer esta columna. Igualmente he llegado a la conclusión de que aunque lo dicho caiga en saco roto, igual hay que decirlo, para que no crean que todos estamos de acuerdo con el devenir de este mundo. Así que en siete días nos tendrá por acá otra vez, escribiendo, para que nos lean de costadito. Hasta entonces.

Imagen ilustrativa, tomada de la web.

Por Javier Perdomo.

Related posts
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Volando sobre las barbaridades de los parlamentarios"

5 Mins read
Aunque este año tenga un día más, de febrero va quedando poco y allí en el horizonte tenemos a marzo, con todas…
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Realidad aumentada"

5 Mins read
Mientras todos piensan en lo que pasa en carnaval, en las elucubraciones semanales podemos llegar a ponernos a meditar sobre los problemas…
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Entre miedos y murgas"

5 Mins read
Y finalmente llegó el verano a este insignificante punto del planeta tierra. Pasamos todo enero esperándolo pero apareció en su último día,…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!