Variedades

El arte del Aromaterapia, aromas curativos

5 Mins read

Las esencias aromáticas han demostrado ser, a través de los siglos, una compañía indispensable en todas las culturas de las diferentes sociedades. El aroma de una planta o flor, ha cautivado desde siempre a las personas y ha provocado un deleite para el sentido del olfato. Cualquiera que sea el olor que perciben nuestras papilas olfativas, tienen el poder de transportar en el espacio y el tiempo. En muchas ocasiones, un aroma puede crear sensaciones que llevan a recordar momentos, lugares y personas del pasado a lo que se los asocia.

Lo cierto es que la elaboración de perfumes y fragancias, fue desde siempre un acto que tanto sanadores, brujas, hechiceros o los propios sacerdotes o sacerdotisas, realizaban para sanar. A partir de sus conocimientos de alquimia, creaban inciensos sagrados con el cual elevar el espíritu y conectar la psique humana con el poder de los dioses.

Por lo tanto sus raíces se encuentran en la historia misma de la humanidad, la que con los siglos, se ha ido perfeccionando para convertirlos hoy, en los aceites esenciales.

Estos aceites aromáticos sumamente concentrados se extraen de las flores, hojas, raíces o ramas de numerosas plantas. Sus importantes beneficios, están dados a partir de una gran variedad de sustancias que poseen interesantes propiedades, útiles para combatir bacterias, virus y hongos. También contienen hormonas, y numerosos nutrientes.

HISTORIA | Desde los más remotos tiempos, la búsqueda de diferentes fragancias, combinaciones, métodos y preparados especiales a base de flores, hojas, raíces, ha llevado a la creación de un verdadero arte de los aromas, la aromaterapia. Todo esto sucedió incluso antes de que se descubriera lo que representaban los aceites esenciales para el bienestar la salud.

En Arabia, durante los siglos X y XI, se encuentran varios manuscritos árabes donde se explican por medio de dibujos los aparatos destiladores de aceites esenciales. Se le atribuye el descubrimiento del método de destilación de aceites esenciales al médico persa Abu Ali Ibn Sina (980-1037), conocido con el nombre latino de Avicena.

Tanto en Egipto como en la India también utilizaban gran variedad de aceites esenciales por sus propiedades medicinales. En el sistema de medicina de la India conocido como ayurveda se utilizaron desde tiempos remotos una gran variedad de aceites esenciales. Los egipcios utilizaban aceites aromáticos como medicina, al igual que para el masaje y los baños.

Los griegos y romanos también empleaban aceites aromáticos para sanar heridas, lubricar la piel, repeler insectos, purificar el aire y embalsamar cadáveres.

En el siglo X se descubrió en Arabia un proceso de destilación que dio fama a lo que se llegó a conocer como los “perfumes de Arabia”.

A partir de finales del siglo XVIII comienza el desarrollo de medicamentos sintéticos con lo que el uso de aceites esenciales fue dejado de lado, en parte.

Sin embargo, uno de los que percibió tempranamente el significado de las fragancias para la salud, fue un médico francés, el que revivió el uso de estas sustancias y lanzó una nueva era de investigaciones y aplicaciones de la aromaterapia moderna.

En esa época el químico francés René Maurice Gatefossé (1881-1950), trabajaba en su laboratorio en el desarrollo de un nuevo perfume, cuando sufre la quemadura de su brazo. Como medida urgente de paliar el dolor, lo único que tenía cerca fue un frasco con aceite de lavanda, en el que sumergió su brazo.

Rápidamente sintió alivio a su dolor, pero eso no fue todo, lo más importante fue que su herida sanó rápido, sin dolor y sin dejar cicatrices. Ante esta situación, Gatefossé decidió investigar más a fondo las propiedades de la lavanda y otros aceites esenciales y desde ahí se le conoció como el padre de la aromaterapia. En 1928 publicó en francés un libro titulado Aromatherapie acuñando así este término, “Aromaterapia”.

Otro especialista que continuó su línea fue el también médico francés Jean Valnet (1920-1995). Durante la Segunda Guerra Mundial este médico utilizó con éxito varios aceites esenciales para tratar las heridas sufridas en el campo de batalla por los soldados.

Una vez terminada la guerra, siguió experimentando con la aromaterapia, extendiendo su uso al tratamiento de problemas emocionales. En 1964 Valnet escribió un libro con el mismo título que el anterior de Gatefossé. Este libro se convirtió en el libro de texto fundamental de la nueva disciplina. De todas formas y a pesar de su descubrimiento hace ya muchos años, a partir del nacimiento de la química orgánica sintética, a principios del siglo XX, perdieron interés para las empresas farmacéuticas.

Esto se da porque las farmacéuticas buscan sustancias que sean aplicables a enfermedades comunes, de forma que se requiera un volumen de producción importante, sustancias que sean fáciles de sintetizar, sustancias o métodos que se puedan patentar y sean rentables.

Esto ha llevado, como en tantos otros aspectos, a que se pierda parte de la historia de estos preparados que fueron parte de la vida de tantas civilizaciones pasadas. De todas formas, su resurgir puede verse en la actualidad, desde muchas técnicas de sanación, que están ayudando así, a revalorizar sus beneficiosas propiedades.

BENEFICIOS | La aromaterapia es una de las ramas de la medicina natural. Los aceites esenciales van mucho más allá de una simple fragancia que puede agradar al olfato, sino que son principalmente, una importante ayuda para el tratamiento de diversas patologías.

De acuerdo a diferentes estudios, el aroma proporciona importantes beneficios para la salud, dependiendo del tipo de esencia que se utilice.

Según algunas investigaciones, el sentido del olfato se conecta directamente al sistema límbico, la parte del cerebro que controla las emociones y la memoria, tanto que un aroma nos puede llevar a sentir en presente un recuerdo, una persona o una imagen y eso muchas veces, da alivio y ayuda a curar. Las fragancias ingresan por la cavidad nasal y estimulan unos terminales nerviosos, que logran provocar una reacción y un gran impacto en las emociones, en el estado anímico y en el organismo todo.

A medio camino entre la biología molecular y la medicina alternativa, los aromaterapeutas han llegado al extremo de identificar aromas capaces de revertir las crisis de ansiedad o depresión. Otros aromas se ha demostrado que influyen en el ambiente y la productividad en el lugar de trabajo.

Cherie Pérez, enfermera investigadora jefe del Departamento de Oncología Médica del Anderson Cancer Center de Houston, Tejas, empezó usando la aromaterapia para calmar el dolor en casos de fibromialgia y posteriormente, en casos de cáncer.

Descubrió que algunos aceites esenciales, pueden desempeñar un papel beneficioso, ayudando a revertir episodios infecciosos, estimular el drenaje linfático y apaciguar el estrés psíquico de muchos enfermos de cáncer.

“Mientras que los aceites esenciales no estimulan directamente al sistema inmunológico, sirven para complementar los tratamientos contra el cáncer aumentando la habilidad del cuerpo para combatir infecciones”, afirma Pérez.

“Como poseen muchas propiedades potenciales, que van desde el control del estrés y las náuseas como ayudar a conciliar el sueño, aumentar el poder de concentración y la memoria, muchos individuos, incluidos pacientes bajo tratamiento por cáncer, pueden beneficiarse de la aromaterapia”.

También desde otras investigaciones se afirma que, tanto las dolencias articulares como musculares, encuentran en los aceites esenciales, un complemento en su tratamiento, ya que cumplen un rol importante, ayudan a aliviar sus molestos síntomas, sobre todo, el dolor crónico. Muchos de los aceites esenciales tienen la cualidad de ser analgésicos y por tanto ayudan en muchos casos de forma muy efectiva, e incluso más rápida que muchos de los medicamentos antiinflamatorios.

Al tratarse de un tratamiento por vía tópica, resultan ser más rápidos a la hora de tratar los tejidos que presentan dolor, ya que los aceites esenciales tienen un contacto más directo, al atravesar la dermis.

En general, la Aromaterapia es una disciplina holística, es decir que cada síntoma es tratado en el contexto de la persona como ser integral, con su totalidad, e individual, cada persona requerirá un aceite esencial de acuerdo a su patología pero además, a su situación del momento y a su estado emocional y anímico.

 

Por Yudith Píriz.

 

Related posts
Variedades

El rábano, una hortaliza con importantes propiedades nutricionales

4 Mins read
Las verduras en general, son siempre indispensables para llevar adelante una dieta balanceada. Dentro de su gran variedad, cada una de ellas…
Variedades

La importancia del colágeno para la salud integral del organismo

5 Mins read
Muchos de los nutrientes que el organismo necesita para su buen funcionamiento están presentes en las dietas, sobre todo en aquellas que…
Variedades

En invierno, hay que reforzar la dieta para mantener las defensas altas

5 Mins read
Para la temporada de días fríos, las defensas que el organismo debe emplear para contrarrestar y vencer a gérmenes y virus, deben…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!