NUEVO EN LA SEMANASuscripción para acceder a contenidos exclusivos! Leer mas
Sociedad

Guardavidas piden baños para no tener que usar «una botella» o irse al monte más cercano

7 minutos de lectura

Cuántas veces les hemos contestado mal ante alguna reiterada advertencia mientras disfrutamos de la playa; cuántas veces ignoramos sus consejos y nos metimos con la pelota al agua y cuántas recurrimos a ellos o ellas desesperados porque no encontramos a algún menor que estaba a nuestro cuidado.

El común de los bañistas percibe su trabajo como “cómodo”. “Te pagan para hacer playa” es una frase con mucho de broma y mucho de reproche, sin embargo nadie sabe en qué momento puede pasar a deberle la vida a esos muchachos y muchachas que desde sus puestos de trabajo, muchas veces con menos elementos de los que requieren, controlan las playas habilitadas para baños a lo largo y ancho de las privilegiadas costas josefinas o en las piscinas de pueblos y ciudades.

TESTIMONIO | Maximiliano Carlini cumplía sus tareas en la mañana del sábado en la bajada de Ordeig; gentilmente atiende a La Semana sin dejar de atender a la playa. La mañana estaba calma aún, pero el reiterado viento norte de las mañanas de Kiyú exige un estado de alerta permanente, sobre todo los fines de semana, cuando la costa explota de bañistas.

Carlini dijo que “hemos tenido algunos días en los que el clima no ha acompañado pero igual los fines de semana han colapsado las playas, hay mucha gente alquilando y en los campings de Kiyú y en el resto de las playas del departamento, según lo que van reportando los demás compañeros en otros lugares como Boca del Cufré y Ciudad del Plata”.

Sobre intervenciones ante emergencias, en lo que va de la temporada “hemos tenido tres episodios puntuales en los que hemos tenido que intervenir. En Boca del Cufré un compañero debió hacer un rescate en kayak, debió intervenir directamente en el agua, un día que había viento norte, un bañista que estaba jugando con una pelota la tiró reiteradas veces, se le hicieron varios llamados de atención, ya cuando casi terminaba nuestro horario, volvió a repetir su acción y perdió pie y tuvo la suerte que un compañero se encontraba en los alrededores en el kayak y al verlo tomó las medidas y lo pudo rescatar sin consecuencias”. Seguramente el bañista agradecerá eternamente que el episodio no ocurrió unos minutos después, cuando los guardavidas ya se hubiesen retirado.

Los otros dos casos ocurrieron en una misma jornada pero en lugares diferentes. “En Ciudad del Plata hubo una intervención en la arena con una usuaria que se encontraba alcoholizada, inconsciente y expuesta al sol; en ese caso se le prestó asistencia hasta que llegó una emergencia móvil y ese mismo día acá en Kiyú, en la bajada del medio hubo un accidente con dos motos de agua en el que uno de los ocupantes resultó seriamente lesionado con fractura de tibia y peroné. Fue una asistencia bastante complicada porque hubo que sacarle del agua y nosotros no contamos con una tabla de vida ni herramientas como para inmovilizar a las víctimas en estos casos”. Sin dudas, es un tema que las autoridades responsables del servicio tendrán que atender, una tabla de vida parece ser un elemento imprescindible ante emergencias.

PREVENCIÓN | Carlini dijo que “en líneas generales podríamos decir que es una temporada con mucha actividad de prevención, tratando de educar a la gente en lo que son los accidentes en el agua, porque los bañistas no son muy conscientes muchas veces sobre los peligros que tiene el agua”.

Consultado sobre el uso de inflables, el guardavida respondió que “los elementos inflables son el problema más recurrente que vemos, sobre todo en las mañanas por la dinámica costera de esta zona. Casi todas las mañanas al tomar el servicio tenemos viento norte, excepcionalmente se presentan vientos laterales este-oeste, y el viento norte empuja aguas adentro a los elementos inflables, eso origina incidentes porque la gente va detrás del elemento como pelotas o flotadores y no percibe que entran a aguas más profundas y el riesgo que toman por un inflable”.

Es repetido por guardavidas de todo el país, los mayores descuidan reiteradamente su atención sobre los niños en el agua. “Llegan a la playa, arman su sombrilla y dejan que sus niños jueguen en el agua sin tomar ciertas precauciones como comprobar la profundidad”, dijo Carlini y agregó que “a veces cumplimos tareas de niñeros, nos ha pasado que nos acercamos a un menor que vimos que iba hacia dentro y cuando le preguntamos dónde están sus padres y nos señalan y vemos que están lejos, distraídos con sus celulares, o leyendo, ajenos totalmente al riesgo que el menor estaba corriendo, es un poco jugar con la suerte”, contó.

Carlini explicó que “además la corriente lateral de nuestra costa les va desplazando sin que los niños se den cuenta y en segundos pueden estar 20 o 30 metros del lugar por el que entraron y cuando hay mucha concurrencia los niños pierden el sentido de orientación”.

El guardavida agregó que “en líneas generales se acatan las recomendaciones y el público colabora”. El horario de los Guardavidas es de 9 a 13 y de 15 a 19. “Nosotros trabajamos en parejas, excepto los días libres de los compañeros que a veces queda un solo compañero, es un tema que venimos tratando hace años con la Intendencia, para reforzar los puestos en los días libres”.

Comentó dijo que “nosotros podemos tomarnos libre de lunes a jueves; hacemos una coordinación con los compañeros, hay algunos retenes que cubren los puntos más concurridos como son el Parador Chico y el Parador Grande o Boca del Cufré, pero hay otras bajadas que necesitarían un retén y es motivo de negociación permanente”, dijo Maximiliano Carlini.

CARENCIAS | Respecto al equipamiento Carlini dijo que “recibimos el kayak y el torpedo, que serían los elementos fundamentales, algunos contamos con patas de rana pero debemos procurarlos nosotros mismos, también tenemos binoculares que son fundamentales para visualizar situaciones a distancia dentro del agua, año a año tratamos de hacer una revisión de los materiales, para ver si están en buen estado o reparar los que requieran algún mantenimiento”.

Pero hay una carencia fundamental en su trabajo, que se repite en todos los departamentos con servicio de Guardavidas. “La carencia de baños es un reclamo de todas las brigadas del Uruguay, incluso en Montevideo, que es una brigada muy grande y con muchos avances en derechos, tienen ese problema que sin dudas también lo padecemos acá en nuestro departamento, a veces solucionamos con un parador cercano o algún vecino, pero en otros lugares sólo nos queda algún monte próximo como única alternativa, o la utilización de una botella, lo que es muy desagradable para nosotros y para la gente que está cerca”, comentó Carlini.

Luego añadió que “si bien ahora se implementó un nuevo modelo de caseta cerrada no se ha podido cubrir todas las casetas con ese diseño, hay bajadas como la de Vistamar, que no tiene ni siquiera un monte, sólo la barranca, allí es mucha la dificultad por la exposición a la hora de hacer nuestras necesidades”.

Para atender sus necesidades los guardavidas deben salir de su puesto por algunos minutos, y “el tener que salir implica descuidar nuestro trabajo y la vida de un bañista puede depender de un segundo, por eso es una reivindicación a lo largo de todo el país, la Agrupación ha apoyado ese punto de la plataforma de los compañeros que están en conflicto por este tema entre otros”.

SEÑALAMIENTO | Carlini expresó que “cada mañana lo primero que hacemos es entrar al agua y constatar que el agua esté en óptimas condiciones para el baño, estamos conectados en grupo con los compañeros de todo el departamento y hay un coordinador que ante cualquier anormalidad lo comunica a DINAMA (Dirección Nacional de Medio Ambiente). Tenemos una página en Facebook bajo el título Agrupación de Guardavidas de San José y allí damos diariamente, entre las 11 y las 12 y 30 un informe para que los usuarios sepan cómo es el estado del clima y el estado de cada playa”.

El otro tema que reivindican los guardavidas de San José “es la colocación de duchas en todas las bajadas donde haya una caseta, es un elemento importante en el tema de las cianobacterias, porque si bien no prohibimos el baño, sólo colocamos la bandera sanitaria y advertimos a los usuarios, sobre todo a los menores que están más expuestos a eventuales infecciones y una de las recomendaciones si la gente decide bañarse igual, es que se duchen de inmediato y se laven con abundante agua ojos, nariz, oídos, si cada bajada tuviese una ducha sería de gran utilidad para prevenir eventuales infecciones”.

Finalmente Maximiliano Carlini dijo que “en Kiyú tenemos cinco puestos dobles, entre el Parador Chico y Ordeig, está planteado desde hace años colocar un puesto en el Suri, pero por un problema presupuestal no ha sido posible, también queremos otro puesto en el Parador Chico, porque hay mucha gente y muchos metros de playa, porque mucha gente baja en La Guitarra y se suma a la del Parador Chico y es imposible cubrirlo con un solo puesto”.

Salvo el accidente, que tuvo resultados graves para uno de los implicados, la temporada en Kiyú se ha presentado tranquila en cuanto a incidentes en el agua. Siempre el factor humano es decisivo en lo que pueda pasar, respetar las indicaciones de los guardavidas y tener en cuenta, por estos lados, los cambios que se producen entre la mañana y la tarde en la circulación de los vientos y su efecto en las condiciones del agua, evitar imprudencias.

Por su parte las autoridades tendrán que preocuparse, ya en una próxima administración de aquellos temas básicos que aún siguen reclamando acá y allá, las brigadas de guardavidas costeros.

 

Por Jorge Gambetta.

Leer Otros Artículos
COVID19Sociedad

Según docente del Liceo Libertad, se han comenzado a detectar casos de familias con necesidades básicas insatisfechas

5 minutos de lectura
En el ámbito de la educación secundaria, se reiteran y a su vez se complejizan las dificultades que se perciben en la…
Sociedad

A las 17 comienza audiencia pública, mediante Zoom, por proyecto de línea de alta tensión Puntas del Tigre -Cardal, de UTE

1 minutos de lectura
UTE anunció que la audiencia pública por el proyecto de tendido de la Línea de Alta Tensión de 500 kV Punta del…
COVID19Sociedad

Dirigente de ADEMU San José Sebastián Rodríguez, analiza las consecuencias de la virtualidad en Primaria

5 minutos de lectura
Los constantes cambios de estrategias que ha motivado la pandemia en el ámbito de la enseñanza, están afectando la calidad de la…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 275/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!

 
error: El contenido está protegido