Variedades

Feliz año nuevo: el 10 de febrero comienza el año 4722 del calendario chino

6 Mins read

La astrología y los ciclos naturales siempre han cautivado a las personas. Aun así, en lo que respecta a las influencias astrales, sus características y predicciones son para muchos, algo que se lee al pasar y que tiene escasa o nula trascendencia, principalmente desde la mirada de la sociedad occidental. Este aspecto por el contrario es, para la sociedad china y otros países asiáticos, una filosofía de vida a la cual rinden tributo y preservan como parte de su idiosincrasia.

Para esta cultura, cada año que comienza y su animal regente, así como los restantes 11 animales del zodíaco y las predicciones que se establecen para ellos, forman parte de sus más antiguas y veneradas tradiciones milenarias. Y esto es así, debido a que entienden que cada animal tiene sus exclusivas características y que cada comienzo de año y cada animal que lo rige, determinarán las características del nuevo año.

Y esto lleva a afirmar que, a pesar que China es hoy una de las mayores potencias tecnológicas y económicas a nivel mundial, no ha dejado de lado sus arraigadas costumbres.

Hoy, esas tradiciones han sobrepasado las barreras del espacio y representan un gran atractivo sobre todo en lo que refiere a las celebraciones por el comienzo de un nuevo año para el calendario oriental. Celebrado desde hace más de 4.000 años, la llegada del año nuevo en el calendario chino es hoy, uno de los festejos más reconocidos a nivel mundial.

SIMBOLOGÍA | El calendario chino es un calendario lunisolar, lo que significa que se basa en los ciclos de la luna y del sol. Es el calendario más antiguo del mundo que todavía se utiliza. La celebración del Año Nuevo Chino, también conocido como el Año Nuevo Lunar, varía cada año debido, justamente, a que está regido por el calendario lunar.

La llegada del nuevo año también es conocido como la Fiesta de la Primavera y la fecha específica está determinada por la segunda luna nueva después del solsticio de invierno, ubicándose entre finales de enero y mediados de febrero.

Si bien en Occidente se asocia esta festividad con China, es importante destacar que no es exclusiva de este país, sino que es una tradición compartida por diversas etnias y pueblos que forman parte de la Sinoesfera, un conjunto de naciones fuertemente influenciadas por la cultura china.

En ese grupo, además de la propia China, se encuentran Vietnam, las dos coreas, Taiwán y las ciudades de Hong Kong y Macao, así como Japón. Salvo este último, todos estos países celebran el Año Nuevo en las mismas fechas. También se celebra pero sin carácter oficial en países con grandes comunidades chinas, como Singapur, Malasia, Tailandia y los Estados Unidos. A la propia China, llegan millones de personas de los países cercanos pero también de una gran cantidad de países que tienen colonias chinas en sus territorios.

Por ello, el Año Nuevo Chino es considerado una celebración que mueve a millones de personas, es la migración humana más grande del mundo. Diferentes mediciones estimaron que alrededor de 226 millones de personas viajaron durante el Año Nuevo 2023 a China para la celebración.

En 1873 con la Revolución Meiji, Japón dejó de celebrar el Año Nuevo igual que el resto de la Sinoesfera, haciéndolo coincidir con el resto de países occidentales, es decir, el 31 de diciembre y el 1 de enero.

En las comunidades de chinos, coreanos y vietnamitas en el extranjero, a esta fecha la llaman sencillamente Año Nuevo Lunar. Cada país tiene sus propios ritos y celebraciones autóctonas, pero siempre incluyen algunas tradiciones de la celebración original, dándole sus características especiales de acuerdo a cada país.

En China, los festejos se desarrollan durante 15 días consecutivos, donde se pueden ver danzas tradicionales y el tradicional dragón. Suelen adornar las puertas de las casas con carteles rojos, se encienden faroles y se prenden fuegos artificiales para conmemorar la leyenda en donde un pueblo ahuyentó a una bestia que los perseguía.

Se cree que este relato fue el que dio origen a lo que hoy se celebra en el año nuevo chino. Inicialmente, la festividad poco tenía que ver con la alegría y homenaje al año que inicia. Cuenta la leyenda, que existía una bestia aterradora llamada Nian, que salía cada año del mar para atacar los pueblos, comerse a los niños y destruir las cosechas.

Fue así que un anciano les sugirió que se vistieran de rojo, usaran amuletos de protección, lanzaran fuegos artificiales y realizaran ruidosas danzas disfrazados de leones, acompañados con sonidos de gongs y platillos, con el fin de ahuyentar a esta bestia y resguardar a sus familias.

La tradición cuenta que los aldeanos lograron ahuyentar a la bestia, dándole a esta festividad el nombre de Guò Nián que significa «Vencer a Nian». Con los años, los chinos continuaron con dichos rituales para celebrar la llegada de un nuevo año.

A días de la llegada del próximo año nuevo, es interesante conocer el significado de la celebración, los rituales y las formas en que reciben al nuevo animal del zodiaco para rendirle tributo y que éste en cierta forma, los “proteja” frente a los sucesos que pueden acontecer en el año que se estrena.

Uno de los rituales más clásicos son decorar la casa con objetos rojos, al ser este un color de la buena suerte en la cultura china. También existe la costumbre de dar y recibir dinero en sobres rojos (los niños y jóvenes son los que reciben estos regalos). En cuanto a la gastronomía, entre las preparaciones más tradicionales está el dumplings y los pasteles de arroz y pescado.

En las paredes, puertas y ventanas, se colocan carteles rojos con caracteres dorados que representan la buena fortuna. En los barrios más antiguos, es común ver grandes peces colgando de los cables eléctricos. El pez es un símbolo de prosperidad, ya que la palabra «pez», suena igual que «excedentes».

En lugares públicos, como oficinas, hoteles y centros comerciales, se pueden ver farolillos rojos con borlas y pequeños naranjos. Estos árboles se consideran símbolos de riqueza y buena suerte.

Se realizan desfiles con imágenes de dragones por las calles con colores fuertes y brillantes, se realiza la llamada danza del dragón que consiste en un dragón gigante que es paseado por muchas personas por las avenidas.

El Festival de las Linternas o Yuánxiāo es una celebración tradicional china que tiene lugar el decimoquinto día del primer mes lunar, marcando el final de las festividades del Año Nuevo, un evento que simboliza la esperanza y la renovación para el año nuevo, marcando la transición del invierno a la primavera.

 

AÑO NUEVO | El año 2023 correspondió al conejo, uno de los 12 animales del zodiaco chino y en 2024, que corresponde al año 4722 de su calendario, el sábado 10 de febrero comienza el año que estará regido por el Dragón de Madera que se extenderá hasta el 28 de enero de 2025.

El dragón es uno de los animales más venerados en la cultura china y es por ello que esta criatura mitológica es la figura central en los festejos del año nuevo chino, más allá del animal que reine ese año.

Para la cultura asiática, el horóscopo es muy importante y una antigua tradición. Lo componen 12 signos que corresponden cada uno a un animal y está determinado por un ciclo que se repite cada 12 años. Los demás animales del horóscopo chino son Rata, Buey, Tigre, Conejo, el regente de esta año, Dragón, Serpiente, Caballo, Cabra, Mono, Gallo, Perro y Cerdo.

El dragón es considerado autoritario, fuerte y exitoso. Este animal mitológico, para la cultura asiática, es un símbolo de fuerza, poder y buena suerte. Se cree que este animal otorga protección y a los que nacen bajo este signo, se les considera personas justas, inteligentes, creativas y exitosas. Se dice que los años dragón traen buena suerte para todos los signos por lo que, este 2024 o el 4722 para los chinos, podrá ser un año con buenos augurios y cambios positivos.

Cada año tiene un elemento asociado con su animal. Para el caso de 2024, el dragón será del elemento madera, al que se asocia con el crecimiento, la renovación y la creatividad. Se cree que las personas nacidas en un año de madera son personas sensibles, compasivas y con una gran capacidad de adaptación.

De acuerdo a la tradición china, los años dragón y sobre todo si tienen la madera asociada, que representa vida, son años de cambios y oportunidades, un año en el que las personas podrán alcanzar sus metas y sueños. Además se pronostica que este año estará caracterizado por un profundo e importante crecimiento personal y profesional.

Imagen ilustrativa, tomada de la web.

Por Yudith Píriz.

Related posts
Variedades

La importancia del colágeno para la salud integral del organismo

5 Mins read
Muchos de los nutrientes que el organismo necesita para su buen funcionamiento están presentes en las dietas, sobre todo en aquellas que…
Variedades

En invierno, hay que reforzar la dieta para mantener las defensas altas

5 Mins read
Para la temporada de días fríos, las defensas que el organismo debe emplear para contrarrestar y vencer a gérmenes y virus, deben…
Variedades

Sabores destacados: la salsa ketchup

4 Mins read
Para agregar a diferentes preparaciones, algunas salsas ofrecen un toque muy especial que ayudan a realzarlas. Hoy, muchos platos no serían iguales…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!