Sociedad

Marcha por la diversidad de San José recordó a Josué Núñez

5 minutos de lectura

Con buen marco de público, San José de Mayo vivió su segunda Marcha por la Diversidad el pasado viernes 23 de septiembre, en el marco del mes de la Diversidad. La marcha fue organizada por la Red LGTBIQ+ San José y se inició pasadas las 19 horas en la plaza de los Treinta y Tres Orientales, donde desde horas tempranas de la tarde se llevaron adelante actividades alusivas a la jornada.

Tal como estaba previsto, la marcha transitó por calle 25 de Mayo hasta Manuel D. Rodríguez en donde se instaló un escenario en el que se desarrollaron distintas propuestas artísticas pero del que también hicieron uso otros colectivos para expresar sus reivindicaciones. La movilización contó además con la presencia de la activista por los derechos humanos y presidenta del movimiento de Integración LGBTH, Paola Braccio.

“¡Viva la diversidad!” exclamó Rafael Martínez, referente de la comunidad LGTBIQ+ al dar lectura a la proclama oficial del colectivo que se leyó antes de marchar: “Es un año más que nos encuentra movilizades juntes. Todo el país está generando acciones en setiembre diverso haciendo visible la lucha por los derechos de quienes vivimos la discriminación por ser diferentes al modelo dominante. Por cortar una identidad incidente que cuestiona los valores impuestos por esta sociedad machista, heterosexista, racista, xenófobaa y aporofóbica”, indicó.

Martínez, dedicó la marcha a Josué Núñez “que este año tomó una desesperada decisión contra su vida, víctima de la sociedad que discrimina a las personas con problemas de salud mental” (joven de la zona de Camino de la Costa, que se suicidó). Recordó que la comunidad LGTBIQ+ “es atravesada por ésta y muchas situaciones que golpean fuerte en nuestras vidas”.

“Convivir o mejor dicho, sobrevivir a la discriminación trae consigo situaciones complicadas de salud mental, trabajo, vivienda, educación y seguridad, haciendo el camino a la felicidad bastante complicado y a veces hasta imposible”, lamentó y agregó a continuación que “el acceso a una vida digna requiere de mucho trabajo de todes. Por eso hoy defendemos los derechos ganados, exigimos mejores políticas públicas y el respeto a las leyes conquistadas”.

Martínez dio lugar a otros oradores, quienes dijeron que “la prioridad de la Red es “la lucha por la vida digna de las personas trans que sistemáticamente vivimos con la discriminación que nos lleva a la marginalidad, a sufrir la violencia social y el riesgo constante en nuestras vidas. Queremos ser respetades por nuestras identidades en todos lados y seguimos denunciando la discriminación en centros educativos y de salud en particular”.

A propósito afirmaron que “todes tenemos derecho a ser nombrados por la identidad que decidimos y no por un documento”, al señalar, particularmente, la discriminación que viven los menores trans.

TRABAJO | En el terreno laboral celebraron “la implementación de la cuota trans en varios llamados públicos”, aunque lamentaron que en muchos la identidad trans no binaria no esté prevista en los formularios. Añadieron que la lucha que las personas trans no binarias vienen llevando adelante “es necesaria y cuestiona a la sociedad en lo más profundo rompiendo el esquema masculino femenino”.

“Seguimos muriendo en manos de la homolesbotransfobia, en homicidios y suicidios que duelen en el alma, pero poco parece importarle la sociedad ¡Basta de crímenes contra las personas LGTBIQ+!”, agregaba la proclama.

Exigieron al gobierno medidas económicas “que impacten realmente sobre las personas” y no el “recorte en políticas sociales”, que ha generado mayor desigualdad y a más cantidad de personas viviendo en la pobreza: “Exigimos un presupuesto digno y popular que aumente y sea destinado a la educación, salud y vivienda, y garantice continuar con el crecimiento de nuestras vidas en nuestro país. La crisis no la puede ni debe pagar la gente”, criticaron.

VIOLENCIA | En la proclama, la Red también se refirió a la violencia que se vive en la sociedad uruguaya que ha conducido a los femicidios, a la explotación sexual, discriminación y racismo: “Marchamos por nuestras compañeras, aquellas asesinadas por la violencia machista, por las compañeras desaparecidas y por aquellas que día a día sufrimos la violencia patriarcal que quebranta nuestros espacios. No vamos a tolerar que se nos considere daño colateral, basta de la explotación comercial de nuestros cuerpos”, aseveraron.

“Vemos con preocupación los discursos de odio, de violencia, discriminación, naturalizados y reproducido por polítiques, referentes y medios de comunicación que nos siguen colocando en el lugar del otro, de lo normal, de lo que está por fuera. Son estos discursos el comienzo de la violencia contra nosotres”.

“Estamos acá para hacer frente a una sociedad hipócrita que tolera la diversidad mientras no se note, mientras no altere el orden, mientras no se escape de la órbita de lo privado, mientras se mantengan de las puertas para adentro a la vez que nos condena, señala y discrimina si nos expresamos públicamente como somos, cuando tenemos el atrevimiento de nombrarnos, de visibilizarnos, de besarnos, de amarnos, de conformarnos en una red, de luchar por nuestros derechos, ahí la sociedad deja de tolerarlos”, agregaba la proclama.

“Hoy celebramos que existimos con orgullo para que las niñeces y adolescencias crezcan libres de estereotipos y de mandatos, para que las niñeces y adolescencias trans sean respetadas, amadas y celebradas, para que la heterosexualidad deje de ser obligatoria”.

La Red también se manifestó “en defensa de la población afrodescendiente, históricamente desperdiciada y ridiculizada. De una vez por todas Uruguay debe reemplazar el daño generado a la población afro, basta de racismo”.

EDUCACIÓN | La proclama también abarcó otros temas como la defensa de la educación pública: “Defendemos la educación pública, nuestro sistema educativo debe seguir mejorando. Para ello sigue siendo fundamental el 6%, + 1 del PBI para ANEP y UDELAR”, reclamaron.

Así como también la incorporación de “la perspectiva de derechos humanos, derechos sexuales, derechos reproductivos y diversidad. Necesitamos una educación antirracista, un sistema educativo menos burocrático y sin violencias institucionales que permita que las infancias y adolescencias transiten sus etapas educativas en libertad y ciclos sin violencia ni acoso por parte de pares y de personas adultas”.

También rechazaron “los recortes presupuestales en educación” y “la reforma educativa impuesta a espaldas de quienes forman parte de la educación, docentes y estudiantes”.

Denunciaron que “en un año en que los gremios de la enseñanza se vienen expresando en contra del modelo impuesto, la persecución y amenazas de las autoridades es escandalosa e inadmisible y sigue en ascenso. La educación del pueblo se construye con el pueblo y por eso defenderemos siempre”.

La Red LGTBIQ+ exigió también un sistema de salud que garantice una “atención integral a partir de las necesidades específicas de la población. Por eso exigimos tratamientos eficaces que tengan como eje central la mejora de la calidad de vida de las personas”.

“Debemos lograr que las personas con discapacidad dejen de ser objeto de estudio y caridad, exigimos el reconocimiento como personas libres, diversas, autónomas, que tienen el mismo derecho a vivir nuestras vidas con placer, en igualdad de condiciones”, agregaron.

JUSTICIA | “Queremos un país que no venda su soberanía, para ello es necesario que nuestras empresas públicas no se privaticen y se fortalezcan, dando un verdadero servicio a la sociedad. Basta de aumentos de tarifas públicas, no hay contrato del pueblo”.

La comunidad entiende también que es necesario “un sistema de Justicia que incorpore la perspectiva de derechos humanos en todo el proceso y garantice la defensa de las víctimas ante las desigualdades estructurales”.

“Hoy nos visibilizamos porque resistimos y hoy San José tiene una red. Hoy nos tenemos y seguiremos juntes. Somos personas lesbianas, gays, bisexuales, trans, afrodescendientes, indígenas, estudiantes, con discapacidades, migrantes, feministas. Somos jóvenes, viejas y viejos, trabajadoras y trabajadores, emprendedoras y emprendedores, sin empleo y marginadas. Creemos en la construcción de una sociedad más justa, igualitaria y sin autoritarismos de ningún tipo”.

“Estamos acá para demostrarlo y vamos a defender nuestro sueño de un país donde haya lugar para todes, sin exclusiones. Luchamos por un mundo más justo en el que el amor y el respeto sean los verdaderos pilares de nuestra existencia. Seguiremos luchando y les invitamos a gritar todos juntos, ¡Viva la diversidad!”, concluyeron.

 

Por Katherine Martínez.

Leer Otros Artículos
Sociedad

Mediados de febrero, nueva fecha tentativa para inicio de obras en la escuela 65; padres se movilizan el viernes

2 minutos de lectura
Mientras los padres de alumnos de la escuela 65 de la colonia Juan María Pérez (Santa Paula), se preparan para realizar una…
Sociedad

Realizan campaña para ayudar a la madre de los jóvenes fallecidos con traslado a Montevideo y sepelio

1 minutos de lectura
Diversas han sido las muestras de dolor ante el fallecimiento de tres personas el domingo en la tarde -noche en las aguas…
Sociedad

Mauricio Viera, director de UNASEV, defendió implementación de libreta por puntos

4 minutos de lectura
El pasado miércoles 18 de enero, la Unidad Nacional de Seguridad Vial (UNASEV), presentó su informe sobre siniestralidad correspondiente al año 2022…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!