Elucubraciones

Elucubraciones semanales, edición 06/06/2023: «De justicia y de descentralización cultural»

5 Mins read

Viernes, ya junio -es cierto que el tiempo se pasa volando, como dice Fernando Cabrera-, y uno, que a la poesía la ve de lejos, lo único que le aporta es su propia experiencia y lo confirma con las heridas marcadas a fuego en su propio trajinar. Entre existencialista y tremendista, le recibe una nueva columna elucubradora, avisándole que nos subimos al tren sin saber muy bien a dónde queremos llegar; si me acompaña, quizás algo de lo que acá se estampe, le pueda llegar a interesar.

Cierto es que resulta difícil seleccionar una temática para abordar en estos tiempos que corren, en los que las novedades se multiplican por doquier; podría hablarle de la estrepitosa caída de Penadés y de la rapidez con que el Partido Nacional se lo quiere sacar de encima, reconociendo hasta el propio Presidente que no hay forma de salvarlo; también podría hablarle de las disparatadas declaraciones del ministro Heber diciendo que los delitos están bajando luego de un fin de semana -el anterior-, en que murió un montón de gente en hechos de violencia; hacer mención al clientelismo en la Departamental de ASSE de Artigas que dio a conocer el periodista Eduardo Preve o hasta del inminente regreso de Pedro Bordaberry a la competencia electoral. Pero no, quizás lo mejor sea empezar hablando de justicia, que tarda pero llega y porque ocurrió en este departamento.

En la ciudad de San José de Mayo, dos ex militares fueron condenados por torturas contra un grupo de militantes de la juventud del PCU en el año 1975. El fallo, que pueden algunos considerar tardío, ya que estamos hablando de hechos ocurridos hace 48 años, tiene la trascendencia de dejar claro que los crímenes de lesa humanidad se persiguen por siempre y se condenan siempre. Así como el pueblo judío ha perseguido a los perpetradores del holocausto, así como los republicanos españoles siguen desenterrando cadáveres de familiares en las fosas comunes del franquismo buscando la verdad, en Uruguay se lleva ante la justicia a quienes, abusando de las armas que les brindó el Estado, arrestaron ilegalmente y torturaron a un grupo de personas por el hecho de manifestar su pensar.

No hay dudas, le diré, esta es la forma en que se deben considerar los crímenes cometidos por los aparatos represivos de los estados totalitarios. Deben saber los posibles perpetradores del futuro, que sus acciones, cuando se dé vuelta la tortilla -que siempre y en algún momento se da-, serán perseguidas por siempre. Porque de eso hablamos cuando hablamos de torturas como las cometidas por Rubens Francia y Francisco Macaluso (dejar claros sus nombres es importante en estos casos), es el Estado aplicando todo el poder coercitivo que tiene en su poder, en el cuerpo y en el ser de las personas.

No había guerra interna, no había dos demonios, era el Estado y su aparato represor usado para el control total de la población civil, incluidas las disidencias como la que podían plantear unos gurises de 20 y pocos años que salían a pintar muros o repartir volantes con la leyenda “abajo la dictadura”.

Si me permite, le añadiré que esta sentencia llega en un momento más que oportuno, si se tiene en cuenta la fuerza con la que están llegando los discursos negacionistas que emite el partido militar desde el Parlamento, que hasta ha obligado a toda la coalición a votar leyes como la de reparación a las víctimas de la guerrilla y que pretende imponer otra normativa más laxa para que los “viejitos” de la cárcel de Domingo Arena, cumplan sus penas en sus domicilios. Queda claro con lo dispuesto con la jueza Merlo que el Estado cometía abusos y que Macaluso y Francia, eran dos de esos abusadores, pero recuerde que a lo largo y ancho del país, hubo muchos más como ellos y hay que continuar persiguiéndolos, aunque sean unos viejitos.

Es tiempo de pasar a otro asunto en la columna que a nada le rehuye, pero antes de bucear en nuevas aguas, quería insistirle con la cuestión de la preservación de las libertades individuales, ya que hay demasiada gente que está diciendo que la solución de todos los problemas de inseguridad está en la mano dura y como usted sabrá, se comienza por pedir mano dura con la delincuencia, pero la mano dura tienta a quien la detenta así que, vaya a saber, sobre quién más se termina aplicando. Así que tenga cuidado con lo que pide, que no termine siendo un boomerang.

Tranquila, tranquilo, no digo que no haya necesidad de combatir el delito, digo que es tiempo de aplicar otras recetas porque las que se han aplicado hasta ahora no han funcionado. ¿Cuáles son esas nuevas recetas? Bueno, supongo que tendrán que surgir de un proceso largo de educación y formación de las nuevas generaciones (que implica antes que nada, que logren satisfacer sus necesidades básicas), y de la contención a los actuales “infractores” de la ley. Pero usted ya sabe que este escriba se especializa en hablar de los problemas y no de dar las soluciones a ellos, así que no me venga a pedir cosas para las que no estoy preparado.

Más allá de la ironía, la solución para los problemas de seguridad es un conjunto de acciones conjuntas (espero que no interprete fuerzas conjuntas), que no generan impactos inmediatos, que demoran en dar fruto y que deben ser definidas por técnicos y profesionales y no por un escriba de pueblo como quien esto escribe. Las soluciones mágicas no existen y quienes las prometieron hace unos años atrás, ahora están enlodados y sin poder salir del enredo en el que se metieron.

Y ya que estábamos hablando de San José, culminará esta edición elucubradora en el departamento. Resulta que en esta semana la Intendencia lanzó la edición 2023 de la Feria de Promoción del Libro y la Lectura, una muy buena acción cultural de la comuna que este escriba siempre ha alabado, porque se sale del esquema de respaldo de eventos culturales que las sucesivas administraciones nacionalistas han tenido, emparentadas con el gaucho, la tradición y los eventos masivos a los que van siempre los mismos artistas (le juro que nunca en la vida, he escuchado entera una canción de Lucas Sugo y pretendo seguir así).

Como uno entiende que en la diversidad de propuestas está la calidad, en la feria del libro (nombre abreviado), se percibe la variedad y por eso es un evento de calidad. Ahora, este año tiene una propuesta que parece, por lo menos, arriesgada.

La intención de las autoridades es recorrer los cuatro municipios, con especies de mini ferias de fin de semana. Cuando digo “mini ferias”, me refiero al tiempo que duran (dos días cada una, a excepción de la platense que dura tres), y no a su contenido porque éste aún no sé conoce, ya que entre otras cosas recién se lanzó el llamado a presentar propuestas a creadores de todas las artes.

En San José de Mayo la decisión generó malestares porque allí no tendrá lugar ninguna actividad relativa a la feria y uno, que desde el interior debería estar satisfecho con la idea, no logra imaginarse cómo será una feria del libro en cuatro etapas, en cuatro lugares distintos y también se pregunta si esa es la mejor forma de hacer llegar la feria al interior josefino.

Usted está diciendo, ahí está, el desconforme de siempre, pero yo le tengo que decir que para eso estamos, para plantear las preguntas de cada tiempo y resulta válido preguntarse si esa es una buena forma de descentralizar. El desenvolvimiento de los hechos nos dará las respuestas, terminado setiembre se podrán hacer las pertinentes evaluaciones.

Por lo pronto este texto debe terminar. Ya se ha ido más de la cuenta, así que queda decirle que nos encontramos en siete días para que usted comprenda cómo entiende el mundo un para nada humilde escriba de pueblo.

Imagen tomada de la web (SJA).

Por Javier Perdomo.

Related posts
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Apuntes sobre el sistema electoral en año de elecciones"

5 Mins read
Un viernes temprano a la mañana comienza a estamparse en negro sobre blanco una nueva edición elucubradora del pasquín de pueblo, que…
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Volando sobre las barbaridades de los parlamentarios"

5 Mins read
Aunque este año tenga un día más, de febrero va quedando poco y allí en el horizonte tenemos a marzo, con todas…
Elucubraciones

Elucubraciones semanales: "Realidad aumentada"

5 Mins read
Mientras todos piensan en lo que pasa en carnaval, en las elucubraciones semanales podemos llegar a ponernos a meditar sobre los problemas…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!