Sociedad

Desigualdad y violencia; Mujeres en Libertad, Ana Gabriela Fernández y María José Scaniello, analizan complejo momento

8 Mins read

La Violencia Basada en Género (VBG), abarca múltiples facetas de las cuales el femicidio es la que más impacta socialmente, pero existen también otras expresiones menos visibilizadas en todos los ámbitos, aún en el político. Como se vio en la Cámara de Representantes, el fenómeno responde a un principio básico de desigualdad y relacionamiento de poder donde las víctimas son niños, niñas, adolescentes y mujeres, los victimarios son varones de todos los estratos socioeconómicos y culturales.

Ante la grave situación que los movimientos feministas calificaron en 2019 como “emergencia nacional” recogemos hoy tres visiones desde el feminismo y la militancia social. Mujeres en Libertad dio su opinión como colectivo, la licenciada en Psicología María José Scaniello y la edila Ana Gabriela Fernández abordaron respectivamente desde su experiencias profesionales y cotidianas las diferentes visiones de la VBG, sobre la punta superior del “iceberg” donde se visibilizan los hechos más notorios y la violencia oculta, psicológica, verbal, política, económica.

MUJERES | Mujeres en Libertad es el colectivo de referencia local que ha asumido el protagonismo en las convocatorias de movilización del 8 de marzo o el 25 de noviembre, así como la contención y asesoramiento a víctimas. Desde la organización se expresó que “la violencia está tan incrustada que no se ve, como lo ocurrido en el Parlamento con la diputada Verónica Mato esta semana, eso está en cada casa, en cada trabajo, donde siempre la voz y última palabra la debe imponer un hombre”.

El Colectivo también mencionó otro tema que está instalado a nivel judicial: “la red de explotación sexual es una aberración, da asco, y sin embargo está muy normalizada, hasta se mitiga la condena social por ‘no saber que era menor’, una mentira absurda” y agregan que “las leyes están hechas por hombres, y desde su mirada es imposible ver cómo se privilegian con ellas, cómo el poder de una clase sumado a ser hombre enmudece hasta la justicia”.

Según Mujeres en Libertad el problema se agrava “con la complicidad de los medios masivos de información que normalizan estos hechos” y porque mayoritariamente los operadores judiciales “son hombres, tenemos un sistema de justicia patriarcal y las leyes así lo amparan”.

Finalmente desde el colectivo feminista se afirmó que “la violencia política está naturalizada, como en casi todos los cargos o trabajos a los que accedemos y donde generalmente son hombres los encargados de dar un ‘visto bueno’ y con frecuencia se tiene muy en cuenta la apariencia física de la aspirante”. El colectivo hace referencia al sonado caso del Intendente de Colonia, acusado de cambiar oportunidades laborales por sexo, “que continúa en su ánimo de ser candidato porque su partido así se lo permite”.

SCANIELLO | Por su parte María José Scaniello, Licenciada en Psicología – Género y Políticas Públicas en UdelaR, diplomada en Género y Políticas de igualdad de FLACSO, Asesora en Igualdad de Género e integrante de varios colectivos feministas, dijo que “vinculado a la situación del COVID-19 creo que quedó al descubierto una situación que se ha agravado por esto de tener que permanecer en la casa, que dificulta la generación de denuncias”.

La profesional agregó que “desde los movimientos sociales venimos reclamando o haciéndonos escuchar mucho más y si bien hay un contexto de dificultades para denunciar también hay una mayor visibilización y salen a la luz muchas situaciones, aunque siempre hay muchas más que no conocemos”.

En cuanto al marco normativo institucional Scaniello opinó que “hay situaciones que tienen que ver con el presupuesto, los servicios y cómo se van dando. Me preocupan los mensajes del nuevo gobierno sobre cómo continuarán funcionando algunos servicios, hay una idea vinculada más a lo punitivo, creo que hay que trabajar mucho más en la prevención, el abordaje de las masculinidades, que es un tema poco abordado desde las políticas públicas”.

Scaniello destacó el papel de “las redes que se construyen entre feministas y a través de organizaciones, a nosotras en (el colectivo), Las Nietas de Abella nos llegan muchas situaciones y tratamos de dar a conocer las herramientas y que puedan exigirlas”.

Agregó que “también es importante que nos reconozcamos entre nosotras y podamos acompañarnos y apoyarnos en un trabajo conjunto, si bien tales redes no sustituyen los servicios son sí un apoyo y garantía para creernos entre nosotras y acompañarnos para que otras tomen fuerza y puedan reclamar y salir de situaciones muy injustas”.

Sin embargo el asesoramiento y contención fundamental depende de los servicios estatales y según Scaniello hay cierta preocupación porque en este momento “no sabemos hasta cuándo van a durar algunos convenios, además se están haciendo llamados donde se requiere menor capacitación y ello en cierto sentido es una vulneración de los servicios”.

La profesional agregó que también en la LUC “hay algunos aspectos que ponen en duda cómo se desarrollarán las políticas de aquí en adelante, preocupa la perspectiva de derechos y la atención de las necesidades que tenemos las mujeres, eso genera incertidumbres para las que reclaman, si bien es importante que últimamente se han difundido mucho los teléfonos de consulta y denuncia a nivel nacional, pero también se requiere que luego existan las respuestas adecuadas”.

Ante situaciones concretas las víctimas pueden recurrir al MIDES, en su servicio de Violencia Basada en Género “porque es importante el fortalecimiento y ver si corresponde hacer la denuncia y cómo hacerla y poder sostenerla”. También se puede denunciar en Fiscalía “en función de cada caso, no hay un camino infalible”. Agregó que “es importante el involucramiento de la sociedad, tener una amiga o familiar que pueda apoyar, o los colectivos que brindan acompañamiento y contención”.

La Ley Integral de VBG establece que tras los procesos judiciales correspondientes el agresor deba abandonar el hogar, sin embargo “sabemos que en la práctica falta mucho de capacitación y sensibilización tanto en el Poder Judicial o la Policía, si bien se ha trabajado mucho, el machismo está aún muy arraigado en la sociedad y no es tan sencillo de cambiar, falta mucho todavía por hacer” dijo María José Scaniello.

FERNÁNDEZ | La edila Ana Gabriela Fernández, consultora en temas de Género e Igualdad de oportunidades, Educadora Social y Máster en Gestión de Organizaciones, Máster en Género y Diversidad de la Universidad de Oviedo, dijo a su vez que “la violencia hacia las mujeres es un problema estructural en nuestra sociedad y está basada en las relaciones desiguales entre hombres y mujeres que se han ido construyendo histórica, social y políticamente”.

Fernández dijo que “construir una sociedad igualitaria nos llevará a tener una sociedad menos violenta, no sólo hacia las mujeres, sino también en general, porque la violencia que se ejerce sobre niños, niñas y adolescentes o sobre las personas trans, también es violencia basada en género” y agregó que “la CEDAW, que es la Convención para la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer define la violencia como un sistema de discriminación, en un momento esa discriminación se constituye en violencia”.

Ana Gabriela Fernández agregó que “discriminamos al diferente, al otro, que sentimos que es otro u otra, las personas pobres, o que no son de nuestra misma raza, en definitiva, como la sociedad patriarcal ha ido construyendo el centro desde una mirada masculina, la mujer es lo otro, como dice Simone de Beauvoir”.

Fernández se refirió a “las distintas formas de ejercer la violencia, física, sicológica, sexual, la violencia patrimonial, la violencia obstétrica y la violencia política. La Ley Integral de VBG refiere a todas las formas de violencia, en ese sentido es una ley muy avanzada sobre las formas y los ámbitos donde se reproduce la violencia”.

La Edila opinó que no alcanza con la Ley, dijo que ésta aporta “la necesidad de que el Estado sea garante, pero la ley requiere recursos, eso es parte del reclamo de los movimientos de mujeres, también se necesita del compromiso de toda la sociedad, pero sí suceden cosas”.

Al respecto Fernández agregó que “lo que está pasando con el caso de la Operación Océano, eso sucede porque hay leyes, es un tema tabú y aunque exista la ley no logramos erradicarlo ni mucho menos, pero sin embargo por la existencia de la ley todo eso está saliendo a la luz”.

Sobre la violencia política la Edila dijo que “hace relativamente poco tiempo que escuchamos hablar de la violencia política, antes no se conocía, entre otras cosas porque no había tantas mujeres políticas o en lugares de toma de decisiones. Sí recordamos a Alba Roballo, Julia Arévalo, Adela Reta, pero eran las excepciones, entonces el tema aparece en la agenda en la medida que surgen más mujeres y en Uruguay existe de manera solapada o en algunos casos no tan sutiles como ocurrió el otro día en el Parlamento”.

Según dijo Fernández, “en nuestro país estos casos se limitan a la violencia verbal, pero en otros países la violencia política llega al femicidio. En Bolivia, Colombia o México han matado alcaldesas. En 2016 participé en la Cumbre Iberoamericana de Género y Municipios y allí había testimonios, una dirigenta indígena de una localidad ecuatoriana; en México habían matado tres alcaldesas un poco antes, a una de ellas la asesinaron el día antes de que asumiera, eso consta en denuncias ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos”.

Respecto concretamente a Uruguay, Fernández dijo que la violencia política “es permanente, a todos los niveles, lo real es que cuando una mujer realiza un acto igual al que realiza un varón, la mujer es interpretada de manera diferente. Cuando se discutió la Ley de Cuotas, se decía que las mujeres debían llegar por capacidad, pero a nadie se le ocurre pedirle un currículum o la idoneidad a un hombre que ocupa una banca del Senado o Diputados y ni qué hablar de las juntas departamentales”.

Fernández explicó que “además de que tenemos que estar todo el tiempo demostrando, para que se nos preste atención, hay que mostrar un nivel de solvencia y conocimientos que no es el que se le requiere a los hombres. Es difícil que se le preste la misma atención a la exposición de una mujer que la que se da a un hombre, por eso muchas veces pedimos ser amparadas en el uso de la palabra, como le pasó a Verónica Mato hace unos días”.

Muchas veces desde los medios también se invisibiliza el discurso de las mujeres. Ana Gabriela Fernández recordó una anécdota contada por Michelle Bachelet, “que había preparado una exposición para una interpelación y el titular de prensa al día siguiente fue sobre si su cartera hacía juego con sus zapatos. Además un compañero de su partido cuando terminó el discurso le comentó “qué linda que estás hoy” y nada sobre su intervención”.

Seguramente para muchos y aún para muchas, algunos hechos referidos serán menores y no constituyan actos de violencia, sin embargo el menoscabo al trabajo de las mujeres, a sus carreras profesionales o políticas, la cosificación de la que comúnmente son víctimas, son formas de esa violencia psicológica y si tales conductas se verifican cotidianamente en ámbitos laborales o políticos y los medios o la sociedad los naturalizan ¿Qué podemos esperar que ocurra en la intimidad de un hogar donde el varón ejerce una supremacía de poder que denigra y somete a su esposa e hijos?

 

Por Jorge Gambetta.

Related posts
Sociedad

El jueves o viernes comienza vacunación contra la gripe en Libertad

2 Mins read
Este miércoles 24 de abril estará comenzando una nueva edición de la campaña de vacunación antigripal impulsada por el Ministerio de Salud…
Sociedad

Buena participación en el curso de RCP en el gimnasio San Isidro

1 Mins read
Buena participación tuvo el curso de RCP (reanimación cardio-pulmonar), que tuvo lugar el miércoles 17 en la noche en las instalaciones del…
Sociedad

Se realizó el lanzamiento del Portal PlayaKiyú.uy

1 Mins read
En la tarde-noche del pasado jueves 18 en Kiyú, se realizó el lanzamiento oficial del portal Playa Kiyú que comenzó a desarrollarse…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!