COVID19Sociedad

Baltasar Aguilar y su rol de difusión de información sobre la pandemia: «soy un informante, no un productor de conocimiento científico», dijo

6 Mins read

El doctor Baltasar Aguilar se retiró de la práctica médica al comienzo de este 2021, siendo el presidente de la Asociación Médica de San José (AMSJ), y luego de una extensa carrera profesional que incluyó encabezar la reforma del sistema de salud durante el primer gobierno de Tabaré Vázquez. Ahora jubilado, dice que se siente limitado en su deseo de ayudar en la pandemia y es por eso que se decidió publicar a diario información útil sobre el coronavirus en su página personal de Facebook, como un aporte a la gente que quiera informarse.

Sobre el desarrollo de la pandemia en el país, tratan las siguientes líneas del diálogo que el ex Presidente de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE), mantuvo con La Semana.

“Estamos en una etapa muy difícil, con un aumento importante del número de casos, con un aumento del número de pacientes internados en CTI, con una cantidad de fallecidos diarios en el entorno de los 50 o 60, lo cual es muy difícil de admitir; probablemente no estemos tan cerca de una saturación del sistema de asistencia médica, pero igual estamos en una situación compleja, que ha requerido la preocupación del cuerpo médico nacional, de los trabajadores de la salud, que están muy cansados, y supongo que también las autoridades nacional lo están”.

Luego hizo referencia a la saturación del personal de salud en particular, que dijo, “fue favorecida al principio de la pandemia por el hecho de que se contagiaba y se enfermaba mucho. Como fue un sector de la población que tuvo prioridad en la vacunación ahora ha disminuido el número de contagios, pero obviamente que al haber un aumento importante del número de consultas -ahora estamos entrando en invierno y hay que considerar que no hay sólo consultas por coronavirus-, ha traído como consecuencia agotamiento, mucho stress, mucha angustia”.

“La solución a esto es, obviamente, tomar medidas para que disminuya el número de contagios, por lo cual disminuye el número de enfermos, de internados y de fallecidos. Mientras no baje el número de personas contagiadas, no cabe esperar alivio para el sector asistencial”, mencionó Aguilar.

 

NO ALCANZA | Respecto a las medidas sanitarias tomadas por el gobierno para contener la pandemia, Aguilar fue muy cauto, aunque mencionó que si “hay algo que está demostrado es que la sola apelación a la libertad responsable no ha tenido el efecto esperado”.

“La población se hizo eco de las medidas preventivas al principio de la pandemia, después aflojó y obviamente que en la medida en que se va normalizando la actividad va disminuyendo la percepción del riesgo, lo que quiere decir que la gente piensa que ‘esto no debe ser tan grave’, que ‘ya va a pasar’; la situación se traduce en razonamientos o frases como esas, lo que trae como consecuencia que las conductas se aflojen”, dijo Aguilar.

Prosiguió diciendo que “hay un segundo nivel, además de la libertad responsable como la calificó el gobierno, que son las medidas que se han tomado hasta el momento. Hay una limitación parcial de actividades; la apertura de ellas se ha ido posponiendo y ahora se plantea hacer un nuevo análisis antes del 6 de junio. Después hay un tercer nivel, que es el que está en franca polémica, que es el cierre general de actividades, salvo las estrictamente necesarias”.

“Este nivel está en polémica política y también ha entrado en polémica entre el GACH y el Poder Ejecutivo. El grupo asesor hace las recomendaciones, pero las reglas de juego desde el inicio de la pandemia, indican que el gobierno gobierna y el grupo asesor, asesora. De las medidas recomendadas, algunas el gobierno ha adoptado, otras no y las declaraciones del doctor Radi (Rafael), a Búsqueda del pasado jueves, revelan claramente que el GACH (Grupo Asesor Científico Honorario), opina que sin una limitación importante de la actividad, sin apagar la llave, no se advierte que se pueda salir de esta situación. Ellos entienden que hay tres vías para contener la pandemia, el cuidado de la población, la vacunación y medidas más estrictas para evitar la movilidad”, narró el médico.

“Esto es discutible porque tiene otras afectaciones, hay gente que tiene que salir a trabajar porque no vive de rentas, tiene que hacer el peso para el puchero de día a día. El GACH da una opinión científica, es como si yo a un enfermo le diera todas las recomendaciones, incluso de tratamientos costosos, pero después va a la casa y se encuentra con que muchas de esas recomendaciones no son aplicables en su vida. Son dos planos distintos, uno es el de gobierno y otro el científico. Ahora, si desde el GACH se vienen haciendo recomendaciones que no son atendidas, es entendible que haya malestar”, agregó Baltasar Aguilar.

 

EL PRECIO A PAGAR | Coincide Aguilar con los integrantes del GACH respecto a que sólo con la vacunación no alcanza. “En este momento hay una carrera entre la vacunación y los contagios. Esta carrera, sólo con vacunación, sin parar los contagios no alcanza para llegar a una situación aceptable a corto plazo. Obviamente que se va a llegar a esa situación aceptable, el tema está en a qué precio se llega. No es lo mismo llegar a esa situación aceptable con 5000 personas muertas que quedándonos en las 4000 actuales, que ya igual es un disparate. Que vamos a llegar a una situación de control de la pandemia, no cabe duda, el tema es a qué precio”.

Hasta el momento, comentó Aguilar, “la gente que tiene dos dosis de vacuna y han pasado los 14 días para la inmunización es el 28%, el 70% de la población está vacunada pero no inmunizada”.

Respecto a quienes ven una conspiración detrás de la pandemia de coronavirus, dijo Aguilar que “creo que cada uno tiene el derecho de expresar lo piensa. Yo puedo decir que la tierra es plana y no redonda, pero eso no tiene ningún fundamento. Las cosas hay que plantearlas con fundamentos científicos. Esto no obedece a ningún plan ni a ningún acto conspirativo de ninguna potencia extranjera ni fuerza extraña, más allá de la controversia que hay sobre si se escapó de un laboratorio o si tuvo una trazabilidad animal, no cabe ninguna duda que hay un virus que se ha reproducido de manera muy clara a nivel mundial y que además está mutando, cambiando”.

“Las vacunas no son un negocio de los médicos ni de las empresas farmacéuticas, sino que son la única solución que han tenido las pestes, las epidemias que han habido a lo largo de la historia de la humanidad. Esas teorías conspirativas son muy peligrosas porque inducen a las personas a no cuidarse, a desacreditar los esfuerzos que los gobiernos, los científicos y los médicos están haciendo para controlarla”, añadió el médico.

Respecto a la efectividad de las vacunas, dijo Aguilar que “los que entienden de esto dicen que las vacunas que existen, tienen la capacidad de controlar, aunque en algunos casos con menor efectividad, a las nuevas cepas, de todas maneras no se descarta ni que sea necesaria una tercera dosis o que sea necesario producir vacunas nuevas; de la misma manera que no se descartó nunca y que ahora se piensa aplicar la vacuna a las personas de menor edad”.

“Esta es una situación muy cambiante, la medicina en esto va para adelante y para atrás, no hay más remedio. Todos estamos aprendiendo sobre la marcha, los científicos, los médicos. Esto puede dar a que la gente pueda interpretar que hay ciertas inconsistencias e incoherencias en los mensajes, pero lo que pasa es que lo que es verdad hoy puede no serlo mañana porque la pandemia va evolucionando y los conocimientos van cambiando”, explicó el médico retirado.

“Ahora apareció el hongo negro, el virus que provocó los primeros casos en Uruguay casi no existe, el 99% de los casos es producido por la cepa P1, a su vez ya tenemos casos en Brasil de la cepa India. Esto es día a día”, comentó.

 

INFORMANTE | Consultado sobre cómo es ver todo este proceso de pandemia retirado, dijo Baltasar Aguilar que “verlo ya retirado no tiene ninguna ventaja. Me siento muy limitado en mis posibilidades de ayudar desde el ejercicio de la medicina y entonces decidí colaborar desde otro lugar, que es tratar de informar lo más adecuadamente posible a la población o a la gente que me sigue o los que quieran enterarse de estas cosas”, a través de su página de Facebook.

“Yo no soy investigador, ni especialista en enfermedades infecciosas, lo que hago es tomar buenas fuentes informativas. Recurro a publicaciones científicas, a publicaciones de índole universitario, entonces lo que hago es seleccionar las fuentes. Soy un informante, no un productor de conocimiento científico”, dijo respecto a su rol como comunicador.

Por Javier Perdomo

Related posts
Sociedad

Avanza recolección de firmas pidiendo dragado del río San José iniciada por un vecino

4 Mins read
Vecinos de San José de Mayo demandan acciones frente a las Inundaciones que se han registrado en la capital departamental y que…
Sociedad

Seguirán apareciendo casos de dengue durante el próximo mes, según el Director de Salud

2 Mins read
El director Departamental de Salud Pablo Álvarez estimó que pueden seguir apareciendo casos de dengue en el departamento hasta dentro de 20…
Sociedad

Acto del 19 de Abril se realiza en la plaza de los 33 de Libertad

1 Mins read
Este viernes 19 de abril a partir de las 10 y 30 de la mañana, se realizará en la Plaza de los…
Periódico La Semana presenta su 2 x 1
Promoción limitada $ 295/mes

Suscribite a la experiencia digital completa del PERIÓDICO LA SEMANA , acceso sin límites a todos nuestros contenidos. Con tu suscripción DIGITAL te enviamos la Edición Impresa GRATIS !!! Nuestros suscriptores de la Edición Impresa tendrán Acceso GRATUITO E ILIMITADO a todos los artículos digitales !!!