Sergio Botana y Álvaro Delgado en actos nacionalistas en Libertad

En el último tramo de la campaña electoral hacia el ballotage, la que ha estado más presente en la zona sur del departamento es la dirigencia nacionalista. En dos días, estuvieron el intendente de Cerro Largo y electo senador Sergio Botana, el ex precandidato y reelecto senador Jorge Larrañaga y el senador reelecto Álvaro Delgado.

En la tarde del miércoles estuvo en la sede de Campana Sergio Botana, para dialogar y conversar con referentes de la zona. A los medios locales, dijo el Intendente de Cerro Largo que “todos los uruguayos tenemos la serena convicción que vamos a volver al Uruguay nuestro, el Uruguay a la uruguaya, el del respeto a las posiciones del otro, el de la capacidad de construir juntos desde posiciones diversas, el Uruguay del trabajo. Un país donde podamos andar libres en la calle de nuevo”.

Respecto a la llamada “coalición multicolor” dijo que es una experiencia “a la uruguaya, entendiéndonos, sabiendo que cada uno, quiere, puede y debe mantener su posición, su filosofía, su modo de pensar, pero teniendo una actitud de construcción colectiva”.

“Si nos entendemos para ganar una elección, vamos a poder entendernos para construir un país”, dijo Botana, que alabó el acuerdo alcanzado entre los partidos opositores. “De hecho y a pesar del escasísimo tiempo de trabajo programático lo acordado es muy importante, no es un acuerdo muy básico, ni simple. Es un acuerdo que tiene mucha complejidad. Confiamos todos en que ese podrá ser el camino, de cualquier modo”.

Negó que el acuerdo sea sólo una declaración de buenas intenciones, como dicen los legisladores del FA: “dicen que hay muchos condicionales, pero no, hay muchas afirmaciones, ahí hay un planteo de país que baja los costos de los combustibles, que baja los costos de la energía, que elimina cargas sobre las pequeñas y medianas empresas, que elimina tarifas comerciales, que plantea una mejor inserción internacional para el país, que plantea medidas muy concretas en materia de seguridad, medidas muy concretas en materia educativa”, dijo Botana.

“Hay un planteo de un Uruguay amable. Hay un programa que si uno lo lee es mucho más profundo de lo que se podía pensar que se podía hacer en tan poco tiempo. Este entendimiento no es de dos días, viene siendo buscado con la participación de muchos”, comentó Botana, que luego agregó que “hay un instalado sentimiento de cambio y un rechazo al odio, al rencor, a las ideas únicas y una bienvenida a la construcción colectiva”.

Respecto a qué lugar tendrá en el futuro gobierno, dijo Sergio Botana que piensa que “debo estar en el Senado. Yo fui electo con el voto de gente del interior de la República y creo que debo ser la voz de esa gente”.

Botana estuvo en Libertad a menos de dos horas que comenzara el debate presidencial. Consultado sobre qué esperaba de esa instancia, en tono de broma dijo esperar que Lacalle no “paliciara” a Martínez “porque después lo ponen de víctima y quizás hasta recupera algún punto”.

En serio, dijo luego tenerle mucha fe a Lacalle Pou en particular y tener fe en que “cualquiera de los dos contendores”; “nos tienen que dar la imagen que tienen capacidad de presidirnos”.

 

DELGADO | Al otro día y luego de haber sido protagonista no presente del debate presidencial, el jueves 14 estuvo en Libertad el reelecto senador Álvaro Delgado, uno de los dirigentes más cercanos al presidenciable blanco Luis Lacalle Pou. En el comité de la 404 de Libertad, dijo estar “entusiasmado”, porque “yo creo que el 27 de octubre pasado la gente eligió cambiar. Hay una nueva mayoría de gente que decidió cambiar. Más de seis de 10 uruguayos decidieron cambiar y lo hicieron con pluralidad, que no hay más una sola verdad en Uruguay, hay varias y creo que el mandato de la gente fue notorio”.

“Después del 27 de octubre todos sentimos un aire fresco, de libertad, sentimos que era posible, porque lo que tenemos es una oportunidad, nada más que eso, las elecciones se ganan con mayor cantidad de votos, pero Luis, hablando del programa de gobierno del Partido Nacional y también del programa de los otros partidos, construyó las coincidencias”, agregó el legislador nacionalista.

Opinó que su candidato presidencial “hizo una campaña sin difamar y eso a la larga paga, porque el 27 de noche, todos los partidos políticos salieron a apoyar la fórmula de Luis y Beatriz como fórmula de cambio. Los días posteriores visitaron a los otros partidos y ahí institucionalmente, decidieron apoyarlos y 12 días después se firmó el ‘Compromiso por el País’, que además de un rumbo en educación, seguridad, inserción internacional, tiene implícito una mayoría parlamentaria operativa, comprometida con este rumbo. Esto habla de una espalda política ancha”.

“Del otro lado tenemos al candidato del FA que no lidera su partido, que no lidera su campaña -porque se la acaban de intervenir-, y que además no puede conseguir acuerdos con otros partidos. Él no puede ofrecer lo que nosotros ofrecemos, que es estabilidad en el gobierno”, dijo luego Delgado.

Sobre la elección del domingo, dijo que “para nosotros este ballotage tiene una significación histórica, que esperemos que este 24 confirme lo que empezó a alumbrar el 27 de octubre. La coalición se formó con sentido muy patriótico y teniendo todos un sentido de responsabilidad del momento que vivimos. Después de 15 años de gobierno del FA con mayoría propia y bonanza económica, lo que no hicieron es porque no supieron o no quisieron, no porque no pudieron. Me parece que está bueno que haya una nueva mayoría en Uruguay”.

Respecto a si habrá presencia de dirigentes de los otros partidos en el gabinete, en caso que Lacalle Pou sea el Presidente, dijo Delgado que “esta coalición de gobierno va a tener su correlato en el Poder Ejecutivo, eso es para arreglarlo al otro día del ballotage, porque todo el mundo está a la altura de las circunstancias”.

En cuanto al debate que se había realizado un día antes de su visita a San José, dijo Delgado que en él vio “dos candidatos diferentes, un candidato como Luis con prestancia y actitud presidencial, que no sólo se preparó para el debate sino que se preparó como Presidente de la República y lo vi pensando con luces largas. A su vez a Daniel Martínez lo vi como aquel que está en el barro y acelera, se hunde más. No está preparado, ni sólido, ni tiene claro hacia dónde va”.

 

MARTÍNEZ MENTIROSO | Comentó luego que nunca vio tanto tanta gente nerviosa “por dejar el poder. Obviamente vamos a hacer auditorías y por ahí va algún nervio extremo que no se justifica”.

Respecto a lo dicho por Daniel Martínez sobre su condición de colono durante el debate, dijo que el candidato del FA “se ha transformado en un mentiroso, bajó a un nivel que yo no estoy dispuesto a bajar”. Explicó que como colono fue auditado un montón de veces y nunca le encontraron nada, pero cambiaron el criterio de auditoria cuando les hice la denuncia de Ancap”.

Delgado brindó luego un breve mensaje a los presentes y luego siguió su recorrida visitando Ciudad del Plata.

 

Por Javier Perdomo.