Libertad, dpto. de San José, Rep. O. del Uruguay

Última actualización: hace 4 horas


13.07.2017 | Sociedad | 45 lecturas




Residuos de producción ganadera requieren atención, dice informe de ordenamiento

Residuos de producción ganadera requieren atención, dice informe de ordenamiento
El uso de pesticidas y la producción ganadera en la zona, preocupan a Diego Capandeguy (foto web).

Aún no podemos decir con firmeza que sea la última, pero si será una de las últimas ocasiones -por lo menos en esta etapa-, en que intentemos acompañar al arquitecto y urbanista Diego Capandeguy en su informe sobre el plan de ordenamiento territorial de Libertad y su zona de influencia, incluyendo a Puntas de Valdez. En esta ocasión, los temas abordados son las infraestructuras, los servicios y los peligros ambientales.

Dice Diego Capandeguy que “Libertad y su área de influencia es un territorio con múltiplesinfraestructuras y equipamientos”, que casi siempre “se han realizado posteriormente a ciertas demandas y a la propia urbanización”. La “localización de gran parte del área de este plan sobre la cuenca del río Santa Lucía, sobre un acuífero como el Raigón y la intensificación del uso del suelo para diversas actividades agrícolas, industriales, logísticas y energéticas, tensa este territorio, aumentando sus riesgos ambientales”.

Ello -dice Capandeguy-, “tiene implicancias múltiples en el ordenamiento territorial”, en temas como “la localización de nuevas actividades, la concreción de futuras infraestructuras ambientales, como redes de saneamiento y pluviales o una nueva planta de tratamiento de residuos cloacales”.

También menciona “la mitigación de externalidades ambientales adversas, sea en actividadesextendidas (como las agrícolas), sea en actividades concentradas como las urbanas, industriales y de servicios”; la “eventual relocalización de eventuales emprendimientos y/o actividades ambientalmente críticas; la compatibilidad ambiental de diversos usos cercanos; la gestión y monitoreo de diferentes variables ambientales y la promoción de mejores prácticas ambientales”.

AGUA Y SANEAMIENTO Capandeguy hace referencia al estudio de Justin Boreson, del que dimos cuenta la semana pasada y añade algunas consideraciones personales. “Las localidades de Libertad y de Puntas de Valdez disponen de una cobertura total de agua potable proporcionada por OSE, cuya fuente son diversos pozos subterráneos que son acopiados en diversos tanques de almacenamiento”, en tanto que “a nivel industrial se utilizan perforaciones para la obtención de agua cruda”.

Respecto al saneamiento dice que “Libertad posee saneamiento desde los años 80 (siglo pasado), pero su cobertura es parcial, estimada en 70% de su población. La nueva expansión de El Bosque supone disposiciones individuales de los efluentes cloacales”. Luego menciona que “los planes de ejecución de nuevas obras de saneamiento en el corto y mediano plazo por parte de OSE son limitados, de acuerdo a lo informado por sus técnicos. Ello restringe la expansión oeste de la ciudad y la concreción de conjuntos cooperativos, pues la legislación vigente exige para su aprobación su conexión a tales redes. Ello puede traer efectos colaterales no deseables”.

Sobre Puntas de Valdez dice que “concretó su saneamiento al realizarse sus expansiones porconjuntos de MEVIR, con una cobertura de su población estimada en 49%, pero parte de su población utiliza sistemas estáticos, con una nula o contada utilización de barométricas”.

Menciona luego Capandeguy como un problema “la recolección y disposición de los residuos sólidos urbanos”, ya que “los residuos sólidos urbanos se recolectan y trasladan al vertedero de la Intendencia de San José de Ciudad del Plata. Existe en un predio rural al oeste de la ciudad, un área que opera como una estación transitoria de residuos sólidos no domésticos, con diversos problemas ambientales. Específicamente, este sitio de almacenamiento de residuos no cuenta con ningún tipo de control de lixiviación, escurrimientos, o dispersión por viento”.

Dice también Diego Capandeguy que existen áreas con riesgos de inundaciones y drenaje. “Al norte y sur de Libertad se han visualizado problemas locales de inundaciones por drenajes pluviales insuficientes a cargo de la Intendencia de San José. Ello se asocia a un aumento de la permeabilidad de los terrenos asociados a su mayor ocupación”, narra el urbanista.Respecto a los grandes predios con actividades industriales y de servicios debería exigirse el llamado “impacto hidrológico cero”, que se recomendará incorporar en la propuesta del PLOT de Libertad. Ello supone que, dentro del diseño y construcción de los predios, los emprendimientos resuelvan dentro de los mismos predios y a su cargo, el incremento de pluviales como resultado de las instalaciones y mejoras en sus propiedades”.

INDUSTRIA Y AGROPECUARIA Explica luego Diego Capandeguy que “las potenciales afectaciones negativas de las actividades industriales y de servicios fue un tema recurrente en diversas reuniones, sea por contaminación de la tierra por efluentes, sea por olores, sea por partículas de polvo. En las visitas y entrevistas a diversos industriales y empresarios de servicios del área, mostraron acciones e inversiones para reducir sus efectos ambientales negativos, esto es, una preocupación activa para mejorar su desempeño y gestión”.

En cuanto a las actividades agrícolas ganaderas, dice que “la aplicación de fitosanitarios y fertilizantes es muy importante en el área, que ha sido la pauta del Uruguay reciente. Ello ha habilitado el aumento de la productividad, con diversas afectaciones difusas por aporte de nutrientes y por el uso de transgénicos. Ello ha afectado a otras producciones locales orgánicas como la apicultura”.

“Otra fuente difusa de contaminación relevante en el área de estudio que requiere atención son los residuos orgánicos y efluentes asociados que provienen de la cadena de producción ganadera, desde residuos de ganado en zonas de pastoreo hasta los emprendimientos de tambos, añade el especialista.

Luego explica Diego Capandeguy que “el Plan de Acción para la Protección de la Cuenca del Río Santa Lucía específicamente establece medidas para controlar el uso excesivo de la fertilización para todos los padrones rurales de la Zona A de la Cuenca (Medida 3), controlar el aporte directo de nutrientes sobre la fuente de agua potable (Medida 7), y evitar el escurrimiento superficial con aporte de nutrientes y la erosión y recomponer las márgenes de los cursos (Medida 8). Para esta última medida, se establece una franja de 40 metros sin laboreo de la tierra y uso de agroquímicos en las márgenes del Río Santa Lucía y el Río San José. Asimismo existen diversas recomendaciones y requerimientos de Planes de Manejo del Suelo del MGAP para superficies agrícolas – ganaderas de mayor porte que las dominantes en el área”.








Periódico La Semana - ® 2001-2017 - Libertad, dpto. de San José, Uruguay - Hosting/desarrollo info@crearte.net.uy